Escudriñad las Escrituras, porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna, y ellas son las que dan testimonio de mí; Juan 5:39

El censo y el pecado de David

{ Por A. Medina }

Un incidente sin explicación

Según 2 Samuel 24, por alguna razón desconocida, el rey David decidió censar la población de Israel lista-para-la-batalla. Joab, su primo y general de David, advirtió a David que no lo hiciera, pero David insistió y se hizo el censo. Los resultados son impresionantes con 800,000 hombres en Israel y 500,000 en Judá aptos para el servicio militar para un ejército total de 1.3 millones de hombres listos-para-la-batalla. Cuando se completó el censo, el profeta Gad le informó a David que Dios estaba enojado con David e iba a castigarlo a él y a todo Israel. Dios le ofreció a David su elección de tres castigos: hambruna por tres años, tres meses de lucha militar contra los enemigos de Israel o tres días de pestilencia. David eligió la pestilencia, pensando que era mejor estar en las manos de Dios que en las de un enemigo. Aproximadamente 70.000 personas murieron durante esos tres días.

Dados los pocos detalles proporcionados por la Biblia, nos preguntamos por qué David quiso censar a Israel, por qué David no siguió el consejo de Joab, por qué Dios estaba tan enojado y por qué Dios castigó a 70,000 hombres por el pecado de David.

Historia de dos pecados

2 Samuel 24:1 dice, "Volvió a encenderse la ira de Jehová contra Israel, e incitó a David contra ellos a que dijese: Ve, haz un censo de Israel y de Judá." El verso comienza con "Volvió". Para Gil [1] "Volvió" pudiera referirse a que la ira de Dios se encendió contra Israel en 2 Samuel 21 donde hubo tres años de sequía y al David consultar por la sequía, David se entera que esto venía de Dios para llevar a David a hacer justica contra Saúl y su familia "por cuanto mató a los gabaonitas" según 2 Samuel 21:1. Pudiera ser que hubo pecado posterior en Israel pero David no está asociado con el pecado de Israel que conocemos. Israel pecó contra Dios y Dios estaba enojado con toda la nación. Para Jamieson [2] el pecado de Israel conduce a Dios al retirar parte de su protección a David lo cual permitió que David cayera en el pecado de censar a Israel. Esta explicación coincide con la explicación de 1 Crónicas 21:1 cuando dice: "Pero Satanás se levantó contra Israel, e incitó a David a que hiciese censo de Israel." Kirkpatrick [3] en el Cambridge Bible for Schools and Colleges compara estas dos versiones señalando que la primera versión resalta la tolerancia de Dios para permitir probar a los hombres y la segunda versión resalta los medios maliciosos del enemigo contra los hombres; se le considera como una situación adversa paralela a lo sucedido a Job (Job 1:12; 2:10).

Porque censar la nación fue un gran pecado

Diferentes comentaristas proveen diferentes razones de porque censar a Israel constituyó pecado en esa ocasión. Según Nisbet [4] censar la nación era algo que los reyes de las otras naciones hacían cuando querían saber qué tan fuertes eran para hacer la guerra con otras naciones, invadirlas y qué ciudades podían tomar. Este era el camino del mundo pagano, pero no lo que se esperaba de David e Israel. Dios no los liberó de la esclavitud para que fueran a la guerra con otras naciones. Israel fue llamado a ser una nación santa, un pueblo peculiar, a quien Dios había admitido en un pacto especial consigo mismo. El acto de David fue mundano, en absoluta contradicción con los propósitos de Dios para la nación judía; Israel fue llamado a difundir el Evangelio y no a la guerra con otras naciones. La Biblia de Ginebra [5] presenta una posible razón y dice que era habitual contar a la gente, pero como David lo hizo por razones ambiciosas, como si su fuerza estuviera en su pueblo y no en Dios, Dios lo castigó para corregirlo.

Otros comentaristas ven otros aspectos. Por ejemplo en Pulpit Commentary [6] los autores nos presentan la idea que el censar el pueblo sin alguna razón era algo radical en David, fuera de lo común en su forma de ser al pensar que Israel era su siervo, que Israel estaba para servirle en vez que Israel era siervo del Señor de David; parece que David estaba tomando prerrogativas que no le correspondían. De manera similar Guzik [7] resalta que Israel no le pertenecía a David, sino a Dios y esto pudiera considerarse que David se estaba tratando de apoderarse de algo ajeno para sí sin pagar el rescate según Éxodo 30:12. Hawker [8] en su obra, "Hawker's Poor Man's Commentary" nos dice que Israel no era propiedad de David para censar; Israel le pertenecía y aun pertenece a Dios. Censar al pueblo pudiera insinuar que David creía que tenía posesión de la nación. David peca al pretender averiguar algo que no le correspondía saber; el tamaño de Israel es asunto de Dios y no de David.

No queda claro en qué constituía el pecado David, ya sea en la falta o la confianza, o el orgullo, o actuar como si fuera su pueblo, no el de Dios, o en alguna combinación de todas estas cosas. Tenemos certeza que David sí pecó contra Dios y en gran manera. Procede que David debe responder por lo que hizo y esto nos lleva a otra pregunta más difícil. Si David fue quien pecó, ¿por qué Dios castigó a Israel?

Si David fue quien pecó, ¿por qué Dios castigó a Israel?

Esta pregunta engaña pues implica que Dios permitió a 70,000 hombres morir indebidamente por el pecado de un solo hombre. La verdad es al revés; los 70,000 hombres no murieron por lo que hizo David; estos hombres murieron por algo que ellos hicieron. Lo que provoca este incidente nefasto fue algo que hizo el pueblo de Israel que Dios decidió traer a juicio. Siendo Dios justo, él hizo juicio y llevó a cabo el fallo. Sucede que el autor del libro no incluye cual fue el pecado de Israel y por ende decir cuál fue el pecado del pueblo sería especular lo que Dios decidió no compartir con nosotros. Lo que Dios sí deja claro es que Israel no era inocente de pecado. Este incidente es igual de justo como cuando Dios castigó a los egipcios con las diez plagas porque Faraón se negaba a liberar a Israel de esclavitud. El pueblo egipcio no podía liberar a Israel pues no tenía la autoridad para hacerlo pero por siglos se beneficiaron como nación e individualmente del sufrimiento de Israel y por ende por su participación previa en oprimir a Israel, participaron de las plagas aunque la decisión para liberar a Israel le tocaba a Faraón.

Hay otras instancias donde Dios trae juicio sobre un pueblo. Sodoma y Gomorra sufrieron el castigo de Dios por sus pecados; no habían tan siquiera 10 personas justas es aquella área metropolitana. Las naciones cananeas cayeron antes Israel por sus pecados y aun con 40 años de atraso en recibir su castigo no se arrepintieron. Mas sin embargo, la ciudad de Nínive es un buen ejemplo de cuando una nación recibe al profeta de Dios y cambian su forma de ser. Nínive aceptó el llamada de arrepentimiento de Jonás y fueron rescatados de la muerte Jonás 3:1-10. Cuando las naciones confiesan su pecado, pasan de muerte a vida mas las naciones que no confiesan su pecado tienen que recibir la justa recompensa por lo que hace.

El pecado es existe en un vacío

El censo de Israel nos brinda la oportunidad de entender en parte un poco mejor la naturaleza del pecado. Lamentablemente, el pecado no existe de forma aislada; afecta al pecador, posiblemente quienes rodean al pecador, con quien se peca y contra quién se peca. A veces, el pecado tiene consecuencias no solo para el pecador, sino también para otras personas. A veces, otras personas sufren a causa de nuestros pecados, aunque no de inmediato. El pecado puede afectar a cualquier persona física, emocional o espiritualmente en cualquier momento, aunque no sea intencionalmente; esto es parte de la naturaleza del pecado. Nuestros pecados personales u ocultos (robar, mentir o fraude, por ejemplo) pueden afectar a otras personas porque el pecado nos afecta y nos inhibe de la santidad. El pecado puede cambiarnos, puede desviarnos de la santidad aunque sea lentamente y, a su vez, posiblemente puede cambiar la forma en que nos relacionamos con los demás. Las decisiones personales de Faraón y David en algunos momentos afectaron negativamente a otras personas de sus naciones respectivas, pero el castigo llega a quienes lo merecen por sus propios pecados aunque sean desconocidos.

Una explicación alterna

Dios le dio a Moisés instrucciones siglos antes como conducir un censo en Israel. En Éxodo 30:12-13 Él les dijo:

" 12 Cuando tomes el número de los hijos de Israel conforme a la cuenta de ellos, cada uno dará a Jehová el rescate de su persona, cuando los cuentes, para que no haya en ellos mortandad cuando los hayas contado 13 Esto dará todo aquel que sea contado; medio siclo. 14 Todo el que sea contado, de veinte años arriba, dará la ofrenda a Jehová. 15 Ni el rico aumentará, ni el pobre disminuirá del medio siclo, cuando dieren la ofrenda a Jehová para hacer expiación por vuestras personas." (2 Crónicas 16:9).

Durante el segundo año después de la salida de Egipto, Dios ordena a Moisés a censar al pueblo según Números 1.

" 1 Habló Jehová a Moisés en el desierto de Sinaí, en el tabernáculo de reunión, en el día primero del mes segundo, en el segundo año de su salida de la tierra de Egipto, diciendo: 2 Tomad el censo de toda la congregación de los hijos de Israel por sus familias, por las casas de sus padres, con la cuenta de los nombres, todos los varones por sus cabezas. 45 Y todos los contados de los hijos de Israel por las casas de sus padres, de veinte años arriba, todos los que podían salir a la guerra en Israel, 46 fueron todos los contados seiscientos tres mil quinientos cincuenta." (2 Crónicas 16: 9).

No hay mención de plaga en Israel después del censo en Números pues cada ciudadano pagó el rescate que le exigió Dios mediante Moisés.

En los relatos del censo de David, no hay mención de que los israelitas dieran o no dieran el rescate de medio siclo para evitar la plaga. Si aceptamos que los israelitas no pagaron el rescate o si David no es esforzó en recoger el rescate, entonces Israel no cumplió con el mandato de Dios. Esto pudiera haber sido el pecado de David asociado al censo. Desafortunadamente la plaga que cayó sobre Israel después del censo era precisamente lo que debería haber sucedido de acuerdo con Éxodo 30: 12-13. Esto puede explicar por qué murieron 70,000 personas.

Pero, ¿qué puede tener de especial cobrar medio siclo por persona mayor de 20 años? Con respecto al medio siclo, Moisés lo describe inicialmente como "rescate", pero luego cambia a "expiación". Si expiación es la acción de enmendar una culpa y se logra a través de un sacrificio [9], ¿por qué había que expiar para ser contado en el censo? Sencillamente Israel tenía que aprender que adorar a Dios no es gratuito; adorar a Dios tiene que costarle algo a quienes pretende adorar a Dios. Como dijera David a Ornán, "...ni sacrificaré holocausto que nada me cueste" (1 Crónicas 21:24).

Algunos comentaristas bíblicos proveen su perspectiva de la importancia del medio siclo. Ellicot [10] menciona que todos en Israel tenían que entender que ninguno de ellos tenía derecho a ser parte del pueblo de Dios; eran indignos y tenían que expiar sus pecados y su pasado. Para que Israel expiara, Dios dio un método para que todos lo siguieran, un método que enseñaría a todos que todos los hijos de Dios eran de igual valor para él. Sin embargo, la indignidad, cualquiera que fuera su grado, requería ser expiada. Con respecto al medio siclo para la expiación, Exell [11] señala que los ricos y los pobres debían pagar la misma cantidad porque esta era la manera de Dios decirle a Israel que para Él el rango y las posesiones de los hombres son nada porque Él reúne a toda la raza humana bajo Su tutela y todos son iguales a Él. Coke [12] añade que pagar el rescate servía como homenaje y daba testimonio acerca del gran Rey que los liberó de la esclavitud egipcia y los redimió para Él mismo. Para los comentaristas, para el israelita, traer el medio siclo implicaba reconocer su indignidad y poco valor personal y a la vez reconocer a Dios como su Libertador y Soberano en todo; estas lecciones se perdieron por David no seguir la ley del censo.

Palabras finales

El pecado no existe en el vacío y afecta quien lo comete y puede afectar a otras personas. No sabemos por qué, pero por alguna razón no mencionada, David quiso censar a Israel. Al hacerlo, David pecó contra Dios y Dios usó el pecado de David para castigar a Israel pues algunas personas en Israel habían pecado pero no sabemos en qué consistía tal pecado. Como consecuencia 70,000 hombres murieron, pero no por David pecar, sino por sus propios pecados.

Referencias

  1. Gill, John. "Commentary on 2 Samuel 24:1". "The New John Gill Exposition of the Entire Bible". https:https://www.studylight.org/commentaries/geb/2-samuel-24.html. 1999
  2. Jamieson, Robert, D.D.; Fausset, A. R.; Brown, David. "Commentary on 2 Samuel 24:1". "Commentary Critical and Explanatory on the Whole Bible - Unabridged". https:https://www.studylight.org/commentaries/jfu/2-samuel-24.html. 1871-8.
  3. Kirkpatrick, A. F. "2 Samuel 24". Cambridge Bible for Schools and Colleges. https://biblehub.com/commentaries/cambridge/2_samuel/24.htm. 1896.
  4. Nisbet, James. "Commentary on 2 Samuel 24:1". Church Pulpit Commentary. https:https://www.studylight.org/commentaries/cpc/2-samuel-24.html. 1876.
  5. Beza, Theodore. "Commentary on 1 Chronicles 21:3". "The 1599 Geneva Study Bible". https:https://www.studylight.org/commentaries/gsb/1-chronicles-21.html. 1599-1645.
  6. Exell, Joseph S; Spence-Jones, Henry Donald Maurice. "Commentary on 1 Chronicles 21:4". The Pulpit Commentary. https://www.studylight.org/commentaries/tpc/1-chronicles-21.html. 1897.
  7. Guzik, David, 2 SAMUEL 24 - DAVID AND THE CENSUS. https://enduringword.com/bible-commentary/2-samuel-24/
  8. Hawker, Robert, D.D. "Commentary on 2 Samuel 24:1". "Hawker's Poor Man's Commentary". https:https://www.studylight.org/commentaries/pmc/2-samuel-24.html. 1828.
  9. "Significado de Expiación". En: Significados.com. Disponible en: https://www.significados.com/expiacion/ Consultado: Consultado: 16 de octubre de 2020.
  10. Ellicott, Charles John. "Commentary on Exodus 30:12". "Ellicott's Commentary for English Readers". https:https://www.studylight.org/commentaries/ebc/exodus-30.html. 1905.
  11. Exell, Joseph S. "Commentary on "Exodus 30:12". The Biblical Illustrator. https:https://www.studylight.org/commentaries/tbi/exodus-30.html. 1905-1909. New York.
  12. Coke, Thomas. "Commentary on Exodus 30:12". Thomas Coke Commentary on the Holy Bible. https:https://www.studylight.org/commentaries/tcc/exodus-30.html. 1801-1803.